Rabo de cerdo estofado

Tiempo60 min
Personas4 personas
Dificultad mediaDificultad media
Calorías850

El rabo de cerdo es muy rico en minerales, entre los que destaca por su importancia nutricional el hierro, el calcio y el cinc. Su contenido en grasa es limitado y su textura gelatinosa es indicadora del altísimo nivel de proteínas muy digestibles.

Ingredientes

  • 1 Kg. o 1 ½ Kg. de rabos de cerdo
  • 1 ½ cebollas
  • 2 zanahorias
  • 3 dientes de ajo
  • 1 cabeza de ajos
  • 1 puerro
  • 1 pimiento verde
  • 2 tomates rojos y maduros
  • 1 copita de Pedro Ximénez
  • 1 guindilla
  • 8 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 hojas de laurel y sal

Pasos a seguir

Paso 1

Lavar los rabos en abundante agua, hasta que salga clara (hoy se compran muy limpios). Ponerlos en una olla, cubrirlos de agua, añadir ½ cebolla, la cabeza de ajos entera y las hojas de laurel, y cocerlos durante 1 hora o hasta que estén tiernos (20 minutos en la olla rápida).


Paso 2

Escurrirlos, colar el caldo y reservarlo. Cortarlos en trozos, suprimir los huesos y reservarlos. Salsa: Calentar el aceite en una cazuela y freír los dientes de ajo en láminas, la cebolla, el puerro y el pimiento todo picado. Añadir los tomates pelados y picados y la guindilla, dejar que se haga a fuego medio.


Paso 3

Incorporar el Pedro Ximénez, consumirlo y añadir un vaso del caldo reservado, las zanahorias limpias y en rodajas, y cocer a fuego lento hasta que las zanahorias estén tiernas. Añadir caldo hasta conseguir una salsa espesita. Incorporar la carne de los rabos y cocer todo unos minutos más.