Codillo braseado con patatas revolconas

Tiempo150 min
Personas4-6 personas
Dificultad mediaDificultad media
Calorías600

El codillo, que es rico en proteínas, que son muy digestibles y de alto valor biológico, se une a los hidratos de carbono del puré de patatas y a las vitaminas y minerales de zanahorias, tomates y puerros, conformando un plato muy completo.

Ingredientes

  • 2 codillos salmuerizados
  • 2 cebollas
  • 2 zanahorias
  • 2 tomates
  • 2 puerros
  • 1 vaso de vino blanco
  • 4 cucharadas de aceite de oliva
  • Puré de patatas revolconas:
  • ½ Kg. patatas
  • 2 dientes de ajo
  • 75 gr. de panceta
  • 1 cucharadita de pimentón dulce de la Vera
  • 1 hoja de laurel
  • sal

Pasos a seguir

Paso 1

Remojar los codillos de 12-24 horas. Limpiar y cortar en rodajas los puerros y las zanahorias. Pelar y cortar los tomates y las cebollas en trozos. Calentar el aceite en la olla rápida y dorar las zanahorias, cebollas y puerros hasta que tomen color, añadir el tomate, regar con el vino y dejar reducir. Incorporar los codillos y cubrir de agua. Tapar y, cuando adquiera presión, cocer 1 h.


Paso 2

Puré de patatas revolconas: Cocer las patatas peladas con laurel y sal, 20 minutos, escurrirlas y reservar el agua. Freír los ajos picados y la panceta en dados en un poco de aceite. Fuera del fuego añadir el pimentón y mezclar. Aplastar las patatas, volcar el refrito y machacar ayudándose de algo del agua.


Paso 3

Sacar los codillos de la olla, colocarlos en una fuente de horno refractaria y hornear a 210ºC, hasta que la piel quede dorada. Escurrir las verduras de la olla, triturarlas cocerlas de nuevo y rectificar el punto y la textura para conseguir una salsa. Cortar los codillos calientes en lonchas, servirlos con la salsa y acompañar del puré de patatas.